Kim Kardashian, la mujer acostumbrada a compartir su vida de lujos a través de un reality show, admitió que está “obsesionada con la fama”.

Kim es la figura en el número de septiembre de Vogue Arabia, donde no solo aparece en la portada, sino que además se le dedicó una entrevista hecha por su propio esposo, Kanye West.

En medio de la particular entrevista, Kim Kardashian reveló: “El dinero siempre era la meta pero estaba obsesionada con la fama, vergonzosamente obsesionada”.

Lea también: La foto de Jonathan Moly sin ropa y en la ducha

Al respecto, la estrella también agregó: “Estoy de acuerdo en que la fama puede ser adictiva, pero ahora mi enfoque ha cambiado”.

Puede leer: Ryan Reynolds publicó las «peores» fotos de su esposa

De acuerdo con Infobae, la famosa reconoció que no se arrepiente de haber compartido su vida personal a través del reality Keeping up with the Kardashians.

Actualmente, el programa que muestra la vida cotidiana de la familia está por comenzar la temporada 17.

Allí han quedado expuestos todas las facetas y momentos privados como sus matrimonios, divorcios, problemas personales, de salud y hasta las llegadas de sus hijos.

“Incluso en mis épocas más oscuras no lamento ponerme ahí para que el mundo vea. La gente ha compartido conmigo al paso de los años cuánto los ha ayudado a sentirse menos solos cuando están lidiando con su propia adversidad”, detalló.

Añadió: “Amo tener una voz y aprecio la plataforma que me han dado, incluso cuando a veces desearía tener más privacidad”.